Aparentemente podría parecer incoherente querer meter en una misma conversación estrategias de marketing con una liga deportiva tan importante como la NFL estadounidense y una empresa de comercio electrónico gigante a nivel mundial, como lo es Amazon.

Pero las últimas noticias sí vinculan estos tres elementos y además lo seguirán haciendo en los próximos meses. La base de todo ello se encuentra en la adquisición de los derechos de retransmisión de partidos de la NFL por parte de Amazon desde su servicio Prime.

La razón de que se interesa esta empresa por un evento deportivo radica en la línea de negocio de vídeo por streaming, que Amazon ha iniciado para rivalizar con empresas de la talla de HBO o Netflix.

Como método promocional más efectivo, Amazon no ha dudado en hacerse con una liga deportiva de reconocimiento mundial, con la que espera conseguir fácilmente millones de espectadores interesados en los partidos de la competición NFL.

El acuerdo al que se ha llegado alcanza el total de 80 millones de dólares, pero tiene algún as en la manga. El más llamativo probablemente sea el relativo a marketing. Y es que se incluyen 30 millones de dólares que Amazon se compromete a invertir en concepto de marketing, con elementos publicitarios principalmente visibles durante la retransmisión de los partidos.

La experiencia práctica la expone Twitter, que ya invirtió en la NFL con anterioridad, aunque con una inversión menor de hasta 5 veces menos que Amazon. Sin embargo, con aquella operación realizada sobre la temporada pasada de NFL, la red social consiguió un promedio de espectadores muy interesante de hasta 3,5 millones de usuarios por partido.

Las tecnológicas y el deporte

Conforme se desarrollan las nuevas tecnologías y el contenido audiovisual es abrazado por ellas, más está claro que la retransmisión de eventos en directo pasa por la digitalización del contenido y la oferta en streaming de grandes compañías como Amazon.

De hecho, la NFL tiene previsto terminar acuerdos contractuales con tradicionales medios de comunicación encargados de las actuales retransmisiones de partidos. En el futuro cercano, estos medios serán sustituidos o complementados por empresas tecnológicas como Amazon, que permitan una difusión mucho más rápida y también de mayor calidad visual, a los nuevos espectadores que no dudarán en ver el partido desde su Smart TV o incluso desde su dispositivo móvil. De esta forma, la fusión del marketing digital con el potencial audiovisual será un hecho.